Hoy he subido una receta de zanahorias al horno que estaría incompleta si no os subo esta otra de aceite picante, porque sinceramente es lo que le da a las zanahorias un puntazo.

El nivel de picante lo podéis controlar para que quede a vuestro gusto. A mí como veréis a continuación, me gusta la caña.

Suena Fuego de Bomba Estéreo… ¡mantenlo prendido!

INGREDIENTES

  • 8 dientes pequeños (6 si son muy grandes)
  • 1 cucharada de ají, si no tenéis podéis usar guindillas de Cayena machadas
  • 2 guindillas rojas frescas
  • 150 ml de aceite de oliva
  • 50 ml de aceite de sésamo tostado (opcional)
  • 1 cucharada de sal (yo he usado sal roja)

PREPARACIÓN

Preparación Cocción Dificultad
5 min 3 min Baja

Vamos a empezar pelando y cortando en láminas los ajos.

Ponemos un cazo a fuego bajo con los aceites. Cuando empiece a estar caliente, echamos todos los ingredientes hasta que los ajitos empiecen a dorarse.

Retiramos del fuego. Dejamos enfriar y lo guardamos en un bote hermético.

Dura unas 2 semanas y media.

Si es mucha cantidad podéis hacer la mitad sin problemas, yo uso estas medidas porque lo utilizo para un montón de cosas. En esta casa somos unos adictos al picante.

Y ya sabéis… no lo dejéis apagar 😉

 

Etiquetas:

YOU MIGHT ALSO LIKE

LEAVE A COMMENT